poemadelunes: un poliángel…
8 Abril, 2013
Presentación de “Diario de un desembarco” en Tobarra (Albacete)
12 Abril, 2013

conversaciones con mi zorro: ese anuncio nunca me gustó… los niños no sólo imitan lo que haces, sino donde lo haces.

Pues a mí nunca me gustó ese anuncio. 
El zorro no contesta. Está esperando más datos y transforma el aire en intriga. 
Pero yo quiero que lo adivine. Sonriendo, me acerco, versus Alicia en el país de la pregunta. 
–Cuando sonríes así, te devoraría –me dice entre dientes.

Es una trampa y lo sé. Así controlo mi debilidad hacia su ternura:
–En mi bosque todos piensan que eres muy inteligente, así que no te pienso decir qué anuncio era.
Acerca su lomo a mi espalda, rozando la columna vertebral que a veces me inyecta al cielo.
Y decido darle una pista porque es un tema crucial para mí, sobre el que no paro de trabajar e investigar:

–Es imposible que enseñemos a nuestros hijos a ser comunicadores si no hablamos con ellos. El saber comunicar bien es nuestra arma más poderosa y la estamos perdiendo. Estamos construyendo, gota a gota, niños que piensan y dicen que hablan por mensajes de teléfono.
Eso no es hablar,
eso no es comunicación;
eso ni siquiera es expresarse.
Eso es cagarla.

Cuando sean adultos no sabrán relacionarse con personas, porque sólo lo hacen con máquinas.
Y la hora del desayuno o de la cena, debería de ser para hablar con ellos, para comunicarnos. No para ver la tele o para leer.
Para enseñar a un niño a leer, no hay que hacerlo mientras desayunamos o comemos.
–Voilà– grita mi zorro rodeándome con su cuello y casi cantándome las palabras– Tu pasión te delata, querida. Sé perfectamente del anuncio que hablas…

Dudo si creerlo y, por primera vez en mi vida, me levanto, lo acaricio lánguidamente y no respondo.
.
.
.
.
ea..,

¡¡¡¡¡¡ buenos días!!!!!!!!

Deja un comentario