Carne para desayunar :)
4 febrero, 2016
Poemadelunes: Querida hija…
8 febrero, 2016

El miércoles estuve en la II entrega de premios “Jaén Mujer”, organizado por el Diario Jaén y La Consejería para la Igualdad y El Bienestar Social, donde el año pasado tuve el honor de recibir el Premio “Mujer Motivadora”.

 

Como sabéis que las mujeres son mis musas, no os costará mucho imaginarme allí, emocionada hasta los rizos, al ver a aquellas grandes damas nerviosas, generosas y entregadas que, una a una, iban subiendo a recoger su premio tan merecido.

 

Quiero felicitar al Diario Jaén por dos gesto que implican un compromiso firme con el mundo de la cultura.

Primero, porque cada una de las premiadas que tenía que ver con este mundo cultural tan apaleado hoy por la política, agradecía al diario su apoyo constante desde sus comienzos. Esto no es un apoyo reciente sino que han estado alerta de los pequeños logros que hemos tenido los artistas de la provincia desde que empezamos, estemos o no viviendo aquí. Y ahora, celebran los grandes como parte de su patrimonio.

Y segundo, por contar con la poesía en el acto, algo que lo honra porque ya sabemos que la música es la más acogida de las artes para una celebración, así que la idea de que una poeta novel leyera sus poemas, independientemente de que fuera alguien conocido o no, fue un acierto y lo agradezco como oyente y practicante de este rito que es el verbo.

 

Os quiero dejar algunas de las ideas que anoté y que he resumido para llevar conmigo siempre. Son de mujeres que el miércoles me hicieron grande.

 “Al varón le daban cultura, a la mujer, costura”

(esta es mi favorita)

 “Cuando te reconocen la labor al esfuerzo, te obligan mucho más.”

(Esto lo vivo cada día con vosotros o con los lectores de mis libros. Cuanto más me leéis, más ilusión me nace por mejorar y poder ofrecer lo mejor.)

 “Observando mi entorno encontré un nicho de mercado”.

(Principio fundamental del emprendimiento al que siempre hago referencia en los cursos de formación: observa, observa, observa… Siempre hay algo que puedas ofrecer de ti mismo o de lo que te rodea.)

 

Y terminar con un adjetivo con el que varias premiadas se calificaron así mismas: Mujeres resistentes…

Sobre esto opino que la resistencia es la base del triunfo. Solo que ahora, las mujeres queremos resistir en la misma línea que los hombres, trabajando con ellos codo a codo, sonriendo, tomando el mismo café y compartiendo cama y cocina; hijos y sueños.

 

Si no, se nos da muy bien resistir solas 🙂

 

*********************

 

Buenos días y una preciosa mañana de viernes, queridos.

La semana se me ha escapado y necesito descansar un poco así que me propongo a mí misma escaparme al cielo, que se me da muy bien (eso sí, con un bizcocho de naranja para el camino).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *