díselo…

Anda,
dile a esa loca
que me la voy a comer entera.
Que me excita
los ojos
cuando la veo
caminar 
y ella
no se entera…
(Esto se lo dejó Carlos anoche a Ana, sobre la mesita del
salón, cuando fue a devolverle la bicicleta. Bonita excusa, ir montando en bici
cuando a él nunca le gustó…).

yolandaquemira

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies