poemadelunes. Agua fresca…

Hoy me ha costado mucho elegir un poema que no fuera triste.
Mucho…

Así que he decidido uno que lleve pasión, que es la que vamos a necesitar todos para estar unidos.
Así que os regalo, hoy, un poquito de agua fresca.

Para el camino…

Vive enganchado
a mi saliva,
–fuente permeable de calor–.
Y le digo,
encharcada,
que algún día
me secaré;
que se deja
muchas veces
el grifo de la pasión
abierta.
Que necesito
que venga
más a menudo
a cerrarme.
Y me llama
desde cualquier
lugar del cosmos,
cerca o lejos,
día o noche.
Y me dice despacito,
–con esa voz
que me revienta las arterias- :
amor,
me muero
poco a poco,
sin el
agua de tu boca.







yolandaconvencidayglobal

8 Comments

  1. RAMÓN dice:

    Y lo dice despacito, con una voz que, de suave, estalla, en el centro mismo, de la sed de su boca.
    Cuánta intensidad sonora!!!
    Cuánta belleza queda!!!
    Cuánta fuerza delicada!!!
    Precioso e intenso.

  2. Anónimo dice:

    precisamente hoy he buscado la verde sombra y la cristalina fuente en el parqe d mi ciudad, bajo un sol q lo inundaba todo…
    tres hurras por la pasión desbordada y un ave maría por la voces q revientan nuestro centro
    a encharcarse y a chapotear! mecagüenlamar!!!
    trébol

  3. Anónimo dice:

    m alegra aportar cosas buenas en tu rincón…
    vienen días moviditos de estío pero sigo tus lunes con devoción jejeje
    espero q el verano te dé "sorpresas" lindas
    😉
    trébol

  4. Anónimo dice:

    Me encantan tus versos.
    Estos, en particular, son deliciosos.
    He llegado hasta akí por el blog de otro paisano, de Aljaraque, en el que apareces. Llegué hasta él porque menciona a una amiga poetisa a la que sigo como un penitente… Bueno, un rollo. Jeje.
    Pero tu poesía es una pasada; el espectáculo flamenco "lo más" y, encima, eres amiga de Luis García Montero a quien no conozco pero admiro profundamente desde su "Completamente Viernes" -jó, qué recuerdos-.
    ¡Hala! ¡Paisana! ¡A escribir, qué lo que sale es caramelo! ¡Y dile al que va y viene que se agarre a un clavo ardiendo; lo que aparece en tus fotos no es pá perderlo de vista!
    Besos.
    Manuel J.

    • blog1 dice:

      Hola, Manuel.
      Bueno, me encanta que un paisano me lea y disfrute en estos verbos tan ardiendo… Muchas gracias, a tu amigo del blog, también.
      Y las fotos, ya sabes, los fotógrafos que son la caña…

      besos

    • Anónimo dice:

      Grcs. x aceptar mi comentario.
      Estoy colgando tus versos en mi muro de fb presumiendo de paisanaje. Confío en que te parezca bien.
      Los de hoy son mejores aun. Profundamente maduros; describen una relación muy evolucionada: la privacidad que nombras no puede perderse nunca.
      Ya supuse que la cámara exageraría; ellas son así de cordiales con la belleza.
      +Bss.
      Manuel J.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies